Aparece en Manhattan un lingote (Pampsa) de Oro de 10 onzas relleno hasta las cejas de tungsteno.

Jojojo!!
Otro más para la colección!!
Brotan como setas amigos…Y este es ya demasié. En comparación con el anterior post que publiqué no es nada.
El anterior eran cuatro barritas, este es un lingote de tungsteno envuelto en una fina capa de oro.

Manda cojones…Y encima de un conocido refinador suizo, PAMPSA. Otra variable más para añadir a la lista de razones por las cuales el precio de este metal esta infravalorado, entendiendo con esto que SUBIRÁ.

Como siempre digo, lo mejor es aferrarse a las monedas, que son más manejables, no entran dentro de los intereses de los falsificadores (demasiado pequeñas), y para colmo el coeficiente de perdida a la hora de la reventa es mucho menor,
gracias a su valor añadido, el valor numismático.
Fuente: 

Información  Relacionada: 

Reaparecen los lingotes de oro rellenos de tungsteno

Si vosotros también os preguntabais porque cojones una empresa del nivel de “NM Rothschild & Sons Ltd”, decide largarse así por la cara y dejar de comerciar con los metales preciosos, ya tenéis respuesta.
Su extraña retirada, solo es comparable a una interesante sucesión de vicisitudes en el mercado que, como siempre, si unimos los puntos, permiten observar el panorama completo, uno, que en este caso hizo que se largasen del chiringuito dorado cagando leches. Cuando esta historia pete, vamos a tener una fiesta seria.
Tengo la impresión que los que se supone han de hacer cumplir las leyes están retrasando las ejecuciones con la excusa de siempre, venta de miedo, en este caso las repercusiones del caos proveniente de un pufo tan grande como este.
Ampliación de la noticia:
Fuente: 
Información relacionada:
Anuncios