Platillos volantes y bases nazis en la Antártida: documental soviético

Sin duda alguna una de las cuestiones a las que más terror le tienen los controladores psicopatócratas del Viejo Orden Mundial es a cualquier tipo de revelación sobre el asunto OVNI y la vida inteligente extraterrestre, y puesto que ni mucho menos la historia de la Humanidad es ni por asomo tal como nos la han contado en los libros de ciencia, de historia y de religión, el hecho de que se esté dando a conocer públicamente este asunto y en esta ocasión por parte del gobierno ruso, supone un duro golpe a los ya resquebrajados cimientos de la MATRIX construida por la Kabala Babilónica a lo largo de estos últimos cinco milenios.

El hecho de que la sociedad llegue a comprender el profundo significado y la enorme trascendencia que supone hacerse conscientes de que por ejemplo la raza humana no es producto de los caprichos de un señor con melenas de hippy y largas barbas blancas al más puro estilo de Papá No-él, que mientras está sentado sobre su majestuoso trono de frío mármol de la Toscana, extendiendo su brazo sobre los cuatro puntos cardinales para crear las cosas por arte de magia. O el hecho de que antes que nuestra civilización hubo otras en este mismo planeta incluso miles de veces más avanzadas que la nuestra y que nos fueron dejando sus improntas, sus legados culturales, sus conocimientos y sus enigmáticos monumentos que a pesar de las evidencias de nuestra incapacidad de construir actualmente tales prodigios arquitectónicos, la oficialidad científica y religiosa al servicio de la Kabala continúan insistiendo en que somos el ombligo del universo, y poco más que una suerte de casualidad bioquímica y genética aislada en este “solitario” planeta azul perdido en una vasta y sobrecogedora inmensidad vacía de vida inteligente, privada de la vecindad de otras civilizaciones y razas de seres humanos inteligentes como nosotros…… En fin, que esto ya no hay quien se lo crea, ya no se sostiene ni con muletas por mucho que insistan en mantener a las masas dormidas y adoctrinadas en el oscurantismo, la manipulación y la ceguera espiritual.

Más pronto que tarde tendremos que afrontar la Verdad tanto individual como colectivamente de que no estamos solos ni nunca lo estuvimos, abriendo bien los ojos de la inteligencia y de la razón, y darnos cuenta de que nuestros illuminados controladores nos han tomado el pelo y engañado ya por demasiado tiempo, para mantenernos como rebaño productivo en un redil cuyos cuatro horizontes siempre fueron las empalizadas y los alambres de espino que siempre nos impidieron alzar nuestra mirada un poco más allá, donde las fronteras no existen y donde la libertad es un derecho y un principio y no un fin inalcanzable por el que tener que pasarse la vida pagando, pagando y pagando.

La Verdad os hará libres.

 

….ooooOOOOÖ