Qatar entrena a cientos de asesinos extranjeros para enviarlos a combatir a Siria

 

Fuentes informadas han revelado recientemente que en el corazón de la capital qatarí, Doha, se encuentran varios centros de formación para asesinos de diferentes nacionalidades que se envían a Siria para luchar contra el Gobierno de Al Assad.

 

Ahora es más evidente que nunca que Qatar está jugando un papel vital en atizar el caos que desgarra Siria, asegura la ONG canadiense Global Research.

Según denuncia Global Research, los servicios secretos de Qatar reclutan a los candidatos en varios países, entre ellos Afganistán, Pakistán, Yemen y la república rusa de Chechenia. De acuerdo con la ONG, los países pobres son “un buen mercado de guerreros de la muerte” para los servicios de seguridad qataríes.

El reclutamiento, por su parte, lo llevan a cabo en secreto organizaciones de fachada que trabajan bajo la bandera de centros de trabajo para extranjeros.

Después de ser reclutados, estos aspirantes a asesinos se someten a una intensa instrucción militar y a un adoctrinamiento ideológico wahabí bajo la supervisión de los servicios de seguridad del Estado de Catar en Doha hasta que se convierten en guerreros listos para el combate.

Tras la formación y adoctrinamiento, los guerreros entrenados se infiltran en el territorio sirio a través de terceros países como Libia, Turquía y Jordania.

Según los datos obtenidos por la ONG, entre el 3 de enero de 2012 y abril de 2013 los aviones militares de Qatar realizaron cerca de 90 vuelos a esos países para trasladar a la zona del conflicto a los guerreros de la muerte entrenados.

Global Research también señala que desde 2011 el emirato petrolero ha estado financiando a los rebeldes sirios que luchan contra el Ejército gubernamental y enviándoles armas y material bélico como lanzamisiles de hombro a través de Turquía. Según fuentes cercanas al Gobierno de Qatar, hasta ahora el país del Golfo ya ha gastado más de 3.000 millones de dólares en la subversión en Siria.

En apoyo a esta “estrategia enferma” -como la define la ONG- que ha provocado la muerte de miles de personas en Siria, el primer ministro de Qatar, el jeque Hamad bin Jalifa al Tani, ha declarado al respecto: “Como no existe una clara decisión internacional para poner fin a la crisis en Siria, estamos apoyando a la oposición con todo lo que necesita, incluso armas para la autodefensa”.

La ONG también destaca que Qatar ha logrado llegar al escenario global de la política a través de su amistad y el coqueteo con Washington y, al mismo tiempo, está financiando el terrorismo en Siria y en otros lugares del mundo, bloqueando, por su parte, todo acceso posible a la libertad de expresión en el país.

Fuente: RT